CAMINO GRADUAL A LA ILUMINACIÓN. Audios Jesús Revert (Champa Shenpen)

Audios de las enseñanzas sobre EL CAMINO GRADUAL A LA ILUMINACIÓN, LAM RIM, impartidas en Granada por Ven. Jesús Revert (Champa Shenpen)

La raíz de todos los problemas de la humanidad es el pensamiento egoísta, ya que hace que la vida resulte difícil y deprimente. La mente diametralmente opuesta, el antídoto contra el egoísmo, es la bodichita porque, mientras que la mente egoísta sólo se preocupa por uno mismo, por el yo autoexistente, la bodichita sustituye ese “yo” por “los demás”. 6 De esta forma, creamos espacio en la mente. Por eso, cuando a tu más querido amigo se le olvida hacerte un regalo de Navidad, te da lo mismo; sencillamente piensas que se ha despistado y no le concedes mayor importancia. En realidad, no te relacionas con la gente para que te ofrezcan regalos o te proporcionen placeres sensoriales; de nuestra relación con la gente puede brotar algo mucho más profundo.

Lama Thubten Yeshe

“La forma es vacuidad. La vacuidad es forma. La vacuidad no es más que forma, la forma no es más que vacuidad”. 

El Sutra del Corazón es unos de los Sutras más importantes y practicados entre los budistas de todas las tradiciones. Contiene la esencia misma del significado completo del Sutra de la Perfección de la Sabiduría (Prajnaparamitas). Durante más de mil años viene siendo recitado en Tíbet, Nepal, China, Corea y Japón, donde sigue siendo uno de los pilares del estudio de la filosofía y la meditación budista. Se dice que, de todas las enseñanzas de Buda, es la más efectiva, preciosa y suprema. Se habla extensamente en él sobre la Vacuidad. Sin importar la realizaciones espirituales alcanzadas, no hay forma de eliminar las emociones aflictivas de raíz mientras no se logre la realización de la vacuidad. Así, sin ella, no es posible realizar las metas los tres vehículos Hinayana, Mahayana o Tantrayana.

“Conocer el secreto de la mente es conocer su esencia última, la más pura, lo que llamamos la esencia de Buda, para ello tenemos que conocer también sus aspectos convencionales, nuestra forma de percibir el mundo. Hay problemas reales, dolor, enfermedad, muerte, accidentes, pero hay otros problemas que nosotros nos creamos por confusión, por ignorancia”. ~ Ven. Jesús Revert